El Síndrome Visual Informático

Octubre 15, 2014

162708765Hace unas semanas el COOOC (Colegio Oficial de Ópticos y Ópticas Optometristas de Cataluña) publicó un informe donde se aseguraba que los españoles menores de 30 años pasan diariamente 10 horas y media delante de una pantalla. Así, más del 70% de los españoles sufre el Síndrome Visual Informático por un uso excesivo de las mismas.

Volver a la rutina del trabajo o de los estudios después de las vacaciones supone volver a pasar más y más horas delante de un ordenador, del móvil, de la tableta, del ebook, de la consola… ¡Hasta más de 10 horas al día! Y es que nuestra rutina está invadida por todo tipo de pantallas.

Pasar muchas horas delante de la pantalla puede generar muchas molestias, normalmente temporales. Las más frecuentes suelen ser la fatiga visual (49% según el estudio), sequedad (27%), picores (24%), visión  borrosa (20%), enrojecimiento (10%), lagrimeo (9%) o visión doble (2%). La mayoría de la población pasa mirando una pantalla más tiempo del que sería conveniente, unas dos horas al día máximo. Muy lejos de las 10,5 horas que pasan los menores de 30 años, de las 9,3 de las personas entre 31 y 45 años, de las 8,3 en personas de 46 a 60 años y hasta de las 3,8 en personas mayores de 60 años.

Para la visión de cerca, los ojos ejercen dos funciones básicas que permiten enfocar los objetos a distancias cortas: la convergencia y la acomodación. Los dispositivos electrónicos pueden poner de manifiesto problemas de graduación visual que habían pasado desapercibidos como la miopía, la hipermetropía, astigmatismo o vista cansada.

5 consejos para prevenir el Síndrome Visual Informático

Las pantallas ya son parte ineludible de nuestra vida cuotidiana y profesional, de manera que hoy en día es prácticamente imposible evitar la exposición visual a estos dispositivos. Pero sí podemos seguir una serie de consejos para reducir el SVI:

1. Regla del 20-20-20

Apartar la mirada durante 20 segundos cada 20 minutos enfocando a una distancia de 20 pies (6 metros).

2. Iluminación

Evitar los reflejos en la pantalla, especialmente de luces superiores o ventanas. Podemos usar un filtro antirreflector en la pantalla.

3. Postura

La ergonomía es básica para conseguir un buen rendimiento visual.

4. Posición de la pantalla

El monitor tiene que estar por debajo de la altura de los ojos. O la parte superior del monitor a la altura de nuestros ojos.

5. Parpadeo

Forzar el parpadeo voluntario o mantener cerrados los ojos 20 segundos de vez en cuando. Evitar ambientes muy secos por calefacción o aire acondicionado.

Fuente: COOOC